RAÚL CASTRO: EL PARTIDO COMUNISTA CONTINUARÁ APOYANDO AL NUEVO PRESIDENTE DE CUBA

19 de abril de 20180 comentarios


LA HABANA, Cuba (19 Abril 2018).- Raúl Castro Ruz, Primer Secretario del Partido Comunista de Cuba, agradeció que le encargaran las palabras finales de la Asamblea Legislativa cuando se cumple el 57 aniversario de la Victoria de Girón, bajo el mando de Fidel, sobre la invasión mercenaria organizada y financiada por el Gobierno norteamericano.

Este hecho histórico reviste mayor importancia por ser la primera vez que los combatientes del Ejército Rebelde defendieron las banderas del Socialismo, que proclamó Fidel en el duelo a las víctimas de los bombardeos a las bases aéreas.

En la última sesión ordinaria, la Asamblea aprobó extender el mandato de los diputados y los delegados de la Asambleas Provinciales, a causa de las graves afectaciones del huracán Irma, cuyo impacto directo determinó la necesidad de ajustar el cronograma del proceso electoral; que concluimos hoy y contó con la masiva participación del pueblo, una muestra de respaldo a nuestra democracia. Es oportuno reconocer el trabajo desarrollado por las comisiones electorales y de candidaturas, de conjunto con otras instituciones que colaboraron.

Recordó que desde que asumió su segundo mandato en 2013 expresó que este sería el último, lo cual ratificó el pasado diciembre, “cuando desde aquí mismo dije que Cuba tendría un nuevo presidente. No era necesario realizar una reforma Constitucional para cumplir con la palabra empeñada, más importante aún era dejar el ejemplo”, afrimó.

La Asamblea Nacional del Poder Popular  eligió al Miguel Díaz-Canel como presidente del  Consejo de Estado y de Ministros, al propio tiempo resultó electo Salvador Valdés Mesa, primer vicepresidente, del Consejo de Estado y de Ministros.

Raúl también destacó que Díaz-Canel acumula una trayectoria laboral de casi 35 años, tras alcanzar el título de Ingeniero Electrónico y trabajó en esa profesión, cumplió el servicio militar, fue profesor universitario y ahí comenzó su trabajo como cuadro profesional de la Unión de Jóvenes Comunistas, donde ascendió paulatinamente en cargos de esa organización hasta que pasó al trabajo profesional del PCC, al frente de varias provincias en los años más duros del período especial, con resultados satisfactorios.

Además explicó las diferentes misiones que desempeñó como cuadro profesional del PCC. “Fue el único sobreviviente de ese grupo de jóvenes que también intentamos preparar. Nosotros somos lo que tenemos que criticarnos por no haber organizado la preparación y la maduración de esos compañeros”, subrayó.

Su elección no es casualidad, aseguró, se previó dentro de un conjunto. Es el mejor, según nuestra modesta opinión y la del Partido y, no dudamos, que por sus virtudes y experiencia y dedicación al trabajo tendrá éxito absoluto.

Vivimos en tiempos donde no podemos cometer errores

Al abundar sobre la trayectoria y cualidades de Díaz-Canel Bermúdez, Raúl  dijo que no es casualidad que entre las responsabilidades asignadas estuviera simultanear la atención a la esfera ideológica del Comité Central del Partido y tampoco lo será que pase a sus manos  el cargo de primer secretario del Partido Comunista de Cuba, cargo que desempeñaré, señaló hasta el año 2021.

Y se ha planificado así manteniendo la proposición de la Asamblea Nacional que analizará la integración del Consejo de Ministros en la sesión de julio, cuando se propondrá también la comisión de diputados que se encargara de la redacción y de presentar a esta asamblea el proyecto de nueva Constitución, que será necesario discutir con la población y sacar a referendo, subrayó.

Adelanto que en la próxima Carta Magna no habrá cambio de nuestro objetivo estratégico,  se mantendrá el trabajo del Partido, lo cual indudablemente será apoyado por nuestro pueblo como hizo ya hace decenas de años con enorme cantidad de votos.

En ese momento de su intervención pregunta la fecha exacta a Homero Acosta, secretario de la ANPP, quien responde que fue en 1976 con un 98 % de votación.

En esa ocasión ya podrán unirse dos cargos que son fundamentales el de Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros y el de primer secretario del PCC, aunque exista un primer ministro que atienda el gobierno, explicó.

Precisó que cuando Díaz Canel cumpla sus dos mandatos, si trabaja bien y si así lo aprueba el Comité Central del Partido, debe mantenerse al igual que ocurre hoy, para viabilizar el tránsito seguro y ahorrándonos aprendizajes del sustituto hasta que se retire a atender a los nietos, planteó.

Naturalmente los  órganos superiores del Partido y del Estado serán los que definirán y tomarán la decisión final de estas actividades mencionadas, añadió.

Vivimos en tiempos donde no podemos cometer errores, no solo por la ubicación geográfica, ni por ningún otro motivo, y ejemplificó con los yerros que dieron al traste con procesos importantísimos para la humanidad y cuyas consecuencias en cuanto al desequilibrio internacional creado las han pagado muchos países, entre ellos Cuba.

Recalcó que Díaz Canel no es un improvisado y a lo largo de los años ha demostrado madurez, capacidad de trabajo, sensibilidad política, compromiso y fidelidad hacia la Revolución.

En su promoción gradual a cargos superiores, a diferencia a los sucedido en el pasado con otros jóvenes dirigentes, se aseguró, con intencionalidad y previsión, el tránsito por diferentes responsabilidades partidistas y gubernamentales, de manera que adquiriera preparación integral.

A continuación se refirió al historial de Salvador Valdés Mesa, con una amplia labor de servicio a la Revolución, cuyo triunfo lo sorprendió siendo obrero agrícola en una granja en la región de Amancio Rodríguez,  perteneciente entonces a Camagüey.

Leyó las responsabilidades asumidas por el funcionario en la juventud comunista, sindicales, partidistas y gubernamentales, entre ellas, En 1995 designado ministro de Trabajo y Seguridad Social (1995), primer secretario del Partido en Camagüey, secretario general de la Central de Trabajadores de Cuba (2006) hasta que en el 2013 fue electo vicepresidente del Consejo de Estado, en tanto es integrante del CC del PCC desde 1991 y de su Buró Político hace 10 años.

Me unen más de 60 años de lucha revolucionaria a Machado Ventura

Raúl dedicó espacio en su discurso a distinguir la actitud desinteresada de José Ramón Machado Ventura, quien dijo accedió -por iniciativa- a que en marzo del 2012 Díaz-Canel ocupara el cargo que el desempeñada de Vicepresidente primero del Consejo de Estado y de Ministros para dar paso a la nueva generación.

A él, subrayó, me unen más de 60 años de lucha revolucionaria desde la Sierra Maestra y el II Frente oriental Frank País, del cual fue uno de sus fundadores.

Dijo que es ejemplo de modestia, honestidad y entrega sin límites al trabajo aunque, acotó, es un poco cascarrabias. En lo adelante concentrará sus esfuerzos en la labor del Partido como segundo secretario del Comité Central.

Mención aparte, puntualizó, merece la compañera Mercedes López Acea, miembro del Buró Político liberada del cargo de vicepresidenta del Consejo de Estado en la tarde de ayer, luego de más de 8 años de encomiables y dificilísima labor al frente del Partido en La Habana,  pasará a desempeñar nuevas responsabilidades en el CC del PCC.

Raúl recalcó la renovación del 42 % en la composición del Consejo de Estado elegido por la Asamblea Nacional, y también del crecimiento en la representación femenina y composición étnica en favor de negros y mestizos. Temas en los cuales enfatizó no se debe retroceder, ni se pueden dejar a libre espontaneidad. Deberá crecer la presencia de aquellos en cargos decisorios, teniendo en cuenta sus cualidades, recalcó.

Recordó que Fidel fue un fiel defensor de la igualdad de la mujer y mencionó la creación, contra la voluntad de muchos viejos guerrilleros, de formar el pelotón de Las Marianas, representada en el parlamento por la diputada Teté Puebla Viltres.

Al tratar otras cifras emanadas de la elección del parlamento subrayó que decreció la edad promedio a 54 años y que el 77,4 % de sus miembros nacieron luego del triunfo de la Revolución, y que tres mujeres fueron elegidas vicepresidentas del Consejo de Estado, dos de ellas, negras, lo cual es demostración de los acuerdos emanadas de los congresos del Partido y su Primera Conferencia Nacional, realizada en el 2012, acerca de la política de cuadros. Ejemplificó que en la televisión ya se ven locutores negros y no ha sido fácil.

No podemos cometer errores para que no nos critiquen en temas tan nobles, por eso me salgo del texto cuidadosamente elaborado para una ocasión tan importante como esta, para reflejar esas vivencias, expresó.

Acerca del tema racial abundó que este es un país que se honra por la composición étnica de sus raíces, y que este es un pueblo surgido en la lucha, en el fragor de nuestras guerras de independencia. En la primera, la de 1868, el acuerdo del Zanjón fue opacado por la gloriosa Protesta de Baraguá, de Antonio Maceo y sus oficiales. En ese momento una gran mayoría de los jefes eran negros y encabezaron la guerra de Martí, en 1995.

Seré un soldado más de la Revolución

Cuando termine sus responsabilidades frente al PCC, “seré un soldado más de la Revolución, y para que no quede la menor duda deseo enfatizar como primer secretario del PCC que el Partido apoyará y respaldará resueltamente al nuevo Presidente en el ejercicio de sus atribuciones, contribuyendo a salvar nuestra arma más importante: la unidad”.

No puede ser de otra manera, agregó, los que tuvimos el privilegio de luchar con Fidel, sentimos honda satisfacción por la obra de la Revolución y nos embarga la legítima y serena confianza de ver la entrega, a las nuevas generaciones, de la misión de continuar la construcción del Socialismo.

Además resaltó la confianza que siempre ha tenido la Revolución en los jóvenes. “Corresponde al Estado, al Partido y al Gobierno promover a mujeres, jóvenes y mestizos de modo que se garantice la cantera con antelación”, dijo.

Considero que hemos aprendido importantes lecciones de los errores cometidos y la experiencia acumulada nos permitirá avanzar con paso más seguro y firme y, así evitar retroceso e inconvenientes, siempre con los pies y los oídos bien puestos en la tierra.

El trabajo por cuenta propia constituye una alternativa y, lejos de significar un retroceso, permitirá al Estado desprenderse de actividades que no son estratégicas. Proseguirá el experimento de las cooperativas no agropecuarias. En ambas se ha avanzado, pero se detectaron errores de control, organización, detectamos evasión de tributos, ilegalidades y violaciones en aras de un acelerado enriquecimiento personal y eso nos impuso modificar algunas regulaciones.

Al propio tiempo, la premisa insoslayable de que no se dejaría desamparado a ningún ciudadano y que los cambios, bajo cualquier circunstancia, no podrían significar terapias de choques contra los más necesitados, que son quienes más firmemente apoyan a la Revolución Socialista y eso, condujo el ritmo de soluciones trascendentales como el unificación monetaria, que continúa dando serios dolores de cabeza y hace surgir nuevos problemas.

Entre otros aspectos señaló que la falta de una adecuada política de comunicación social sobre los cambios introducidos, en aras de llegar oportunamente a cada ciudadano con explicaciones claras y entendibles. Sobre temas tan complejos, es preciso evitar vacíos informativos que conducen a incomprensiones.

A su vez, hizo referencia a las difíciles circunstancias que atraviesa la economía nacional y el arrecio del bloqueo y las persecuciones de las transacciones financieras del país, así como la obstaculización de las inversiones extranjeras, los cuantiosos daños ocasionados por la sequía y los huracanes.

Por otra parte, subrayó, es innegable el proceso paciente y laborioso para liberar a las presentes y futuras generaciones de una enorme obligación: la deuda externa. En esta actividad, destacar la participación del actual vicepresidente del Consejo de Ministros y Ministros de Economía, Ricardo Cabrizas.

Raúl llamó a la planificación y a la racionalidad

En otro momento de su intervención llamó a la racionalidad en el uso y control de los recursos. “Solo sabemos pedir y muy poco de racionalizar. Yo soy el que doy la autorización para usar reservas y sé muy bien lo que estoy diciendo, recalcó. Muchas veces a la hora de pedir una reserva se me trata de engañar con motivos poco fuertes”.

Debemos planificar mejor y saber disponer de lo que tenemos. Esta Revolución siempre ha vivido con una espada de Damocles sobre nuestros cuellos. Recuerdo el período especial que muchas veces estuvimos con trajes de buzo, bromeo.

Sí se puede, pero para eso no podemos engañarnos y ahora con la situación actual del vecino del norte, que ha vuelto acordarse de la Doctrina Monroe. Tenemos que planificar bien y sobre bases sólidas, asegurar que se obtengan los ingresos previstos que permitan cumplir las obligaciones pactadas y sufragar los gastos de la economía nacional.

No estamos en una situación dramática como la que el pueblo tuvo que vivir en el período especial, el escenario es diferente y contamos con bases sólidas para que eso no se repita. La economía se ha diversificado algo y crece, pero el deber de los revolucionarios es prepararse para las situaciones difíciles, pero con permanente optimismo y confianza en la victoria; y tener la firmeza de mantener la unidad y resistir.

No pretendemos revocar el carácter Socialista de la Revolución, ni el papel del Partido como fuerza rectora de la sociedad como dice nuestra Constitución y en la próxima lo mantendremos en el mismo lugar.

Cualquier estrategia para de destruir la Revolución recibirá el más enérgico rechazo del pueblo cubano y fracasará

También felicitó la postura de la delegación cubana en la Cumbre de las Américas y se pronunció en favor de Venezuela y otros gobiernos de la región que sufren las presiones imperiales. Reclamó la libertad de Lula, sometido a prisión política para evitar que participe en las elecciones brasileñas. Reiteró el apoyo de Cuba a la libre determinación de Puerto Rico. Expresó el compromiso de Cuba de luchar a favor de las causas justas.

Sobre las relaciones Cuba – Estados Unidos se refirió al deliberado retroceso y la permanencia de un tono agresivo y amenazador desde la llegada a la presidencia de Donald Trump. Denunció que continúa el financiamiento de mercenarios y los programas de subversión, el cierre de la embajada en La Habana y la expulsión de nuestro personal diplomático.

Enfrentaremos todos los intentos de calumnias, hemos luchado casi 150 años por la independería nacional, y enfrentamos los mayores riesgos. Reafirmamos hoy que cualquier estrategia para de destruir la Revolución recibirá el más enérgico rechazo del pueblo cubano y fracasará.

El Primero de Mayo los cubanos demostraremos el respaldo mayoritario a su Revolución

Dentro de 11 días, dijo Raúl, nuestros pioneros, estudiantes, obreros, artistas, campesinos, intelectuales, los integrantes de las gloriosas fuerzas armadas revolucionarias y del ministerio del Interior, el pueblo todo, marchará unido por nuestras calles y plazas conmemorando el Día Internacional de los Trabajadores.

En ese momento, resaltó, los cubanos demostraremos una vez más al mundo el respaldo mayoritario hacia su Revolución, al Partido y al socialismo; y aunque tenía el compromiso de ir a otra provincia, teniendo en cuenta las características de este momento, pienso acompañar al actual Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros en el desfile del Primero de Mayo en ciudad de la Habana.

Después visitaré a otras provincias porque se supone que tendré menos trabajo, concluyó sonriente, a lo cual precedió una prolongada ovación.

Compartir Articulos :

Publicar un comentario