ESTADOS UNIDOS NUNCA SE SOMETERÁ A UNA TIRANÍA: PRESIDENTE TRUMP EN RECUERDO 11 DE SEPTIEMBRE

11 de septiembre de 20180 comentarios


WASHINGTON.- El presidente Donald Trump dijo que “el futuro de Estados Unidos no está escrito por nuestros enemigos, el futuro de Estados Unidos está escrito por nuestros héroes”.

Trump hizo ese comentario el martes al hablar en el Monumento a las víctimas del vuelo 93 en Shanksville, Pensilvania, donde el avión secuestrado por terroristas fue derribado cuando aparentemente se dirigía a un blanco en Washington el 11 de septiembre de 2001.

“Este campo es ahora un monumento al desafío estadounidense… Estados Unidos nunca se someterá a la tiranía” dijo el presidente Trump.

El 9 de septiembre de 2018 fue inaugurado "Tower of Voices", la Torre de las Voces, en recuerdo de las 40 personas que murieron a bordo del vuelo 93 estrellado por secuestradores en Shanksville, Pensilvania, el 11 de septiembre de 2018.

El presidente Trump y su esposa, Melania, participaron en una ceremonia en el memorial del 11 de septiembre ubicado en un campo cerca de Shanksville, Pensilvania, donde el sábado se inauguró la “Tower of Voices” o Torre de las Voces.

En Nueva York, familiares de las víctimas, sobrevivientes, rescatistas y dignatarios participan el martes en una ceremonia en conmemoración del 17º aniversario de los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001 en el lugar donde se alzaban las torres gemelas del World Trade Center.

Un hombre y su hija observan la fuente norte en el World Trade Center en Nueva York durante la ceremonia recordatorai de los ataques terroristas de 2001 el martes, 11 de septiembre de 2018.

Un hombre y su hija observan la fuente norte en el World Trade Center en Nueva York durante la ceremonia recordatorai de los ataques terroristas de 2001 el martes, 11 de septiembre de 2018.
La ceremonia comenzó a las 8:46 a.m., la misma hora en que un avión comercial secuestrado chocó contra la torre norte en la ciudad de Nueva York.

La ceremonia, en la plaza conmemorativa donde una vez estuvieron las torres gemelas, comenzó con un momento de silencio y el tañido de campanas. Luego, los seres queridos de las víctimas comenzaron a leer los nombres de las casi 3.000 personas que murieron cuando cuatro aviones secuestrados se estrellaron contra cada una de las torres gemelas, el Pentágono y un campo en Pensilvania.

La ceremonia fue una de varios tributos sombríos, proyectos de voluntarios y la inauguración de un nuevo monumento a las víctimas el martes, luego de un año en el que dos ataques demostraron que la amenaza del terrorismo persiste en la mayor ciudad del país.

Margie Miller era uno de los familiares de las víctimas que se reunieron en la plaza conmemorativa donde estuvieron las torres gemelas. Llegó desde su casa en los suburbios de Baldwin, como lo hace unas 10 veces al año, para recordar a su esposo, Joel Miller. Solo se pudieron recuperar unos cuantos fragmentos de sus restos.

“Para mí, él está aquí. Este es mi lugar sagrado”, dijo su viuda antes de que comenzara la ceremonia con un momento de silencio y campanadas.

El vicepresidente Mike Pence celebró el decimoséptimo aniversario del 11 de septiembre en el Pentágono, en Arlington, Virginia, en las afueras de Washington, elogiando la valentía de aquellos que murieron en los ataques terroristas de ese día.

 “Solo sé que vuestra nación entiende que, aunque todos sufrimos pérdidas ese día, sabemos que llevan una carga especial”, dijo Pence a las familias reunidas en el Pentágono, “pero sé que no soportan esa carga solos”. El pueblo estadounidense está con ustedes. Y siempre lo haremos”.

El 11 de septiembre de 2001, 184 estadounidenses murieron cuando los terroristas tomaron el control del vuelo 77 de American Airlines y lo estrellaron contra el lado del Pentágono. Cincuenta y nueve personas estaban a bordo del vuelo 77 y 125 perecieron en los pasillos del Pentágono.

Después de relatar la tragedia y las vidas perdidas ese día, Pence elogió a los que trabajan en el Departamento de Defensa por mantener al ejército de Estados Unidos en movimiento por todo el mundo. Agradeció a todos aquellos que “respondieron el llamado a dar un paso adelante para servir a la nación”.

“Los terroristas que llevaron a cabo estos ataques buscaron no solo quitarle la vida a nuestra gente y desmoronar edificios. Esperaban quebrar nuestro espíritu, y fracasaron “, dijo Pence, “el pueblo estadounidense demostró en ese día, y en todos los días desde entonces, que no nos intimidaremos”.

En la proclamación presidencial anual que declara el 11 de septiembre como el Día del Patriota, Trump dijo que los “actos malignos” no aplastaron el espíritu del país ni su compromiso con la libertad. “Nos reunimos hoy para recordar esta verdad atemporal: cuando Estados Unidos se une, ninguna fuerza en la Tierra puede separarnos. Nuestros valores perduran, nuestra gente crece, nuestra nación prevalece y la memoria de nuestros seres queridos nunca se desvanece”, dijo.

Casi 3.000 personas murieron en los ataques del 11 de septiembre, una tragedia que sigue dando forma a las políticas y la política estadounidense además de a la vida cotidiana en lugares como aeropuertos u oficinas, incluso aunque sea una presencia menos constante en la conciencia colectiva luego de 17 años.

Poco después del aniversario del año pasado se produjo un claro recordatorio: una camioneta causó ocho muertos tras un atropello en un sendero cicloturista a unas pocas manzanas del World Trade Center en Halloween.

En diciembre, un potencial suicida detonó una bomba de fabricación casera en un pasadizo del metro cerca de Times Square, según las autoridades. Los sospechosos de ambos ataques estaban inspirados por el grupo extremista Estado Islámico, agregaron.

Las conmemoraciones del 11 de septiembre son ya rituales familiares que se centran en la lectura de los nombres de los fallecidos. Pero en la zona cero de Nueva York, los familiares llenan cada año el acto de mensajes personales de recuerdo, preocupación e inspiración.

Horas después de esta ceremonia, dos potentes haces de luz iluminarán el cielo neoyorquino desde el bajo Manhattan para el “Tributo en Luz” anual.


Compartir Articulos :

Publicar un comentario