EL ULTRADERECHISTA JAIR BOLSONARO, CANCELÓ LA INVITACIÓN A CUBA Y VENEZUELA

29 de diciembre de 20180 comentarios


LA HABANA (29 Diciembre 2019).- Cuánto honor nos hace el nuevo presidente de Brasil, el ultraderechista Jair Bolsonaro, con haber cancelado la invitación a Cuba y Venezuela, de manera que los representantes de ambos países no asistan a su investidura presidencial la próxima semana, de acuerdo con un comunicado de la Cancillería.

Resultaría denigrante acompañar en un acto protocolar a la persona que ha sido capaz de poner en riesgo la salud de millones de brasileños al provocar la salida de los médicos cubanos que cumplían su honrosa misión en los más intrincados lugares de la geografía brasileña.

Como si esto fuera poco, sería totalmente contrario a nuestros principios posar ante las cámaras con alguien que, solo unos días  antes de asumir la presidencia, recibía en su residencia particular de Río de Janeiro al contrarrevolucionario de origen cubano Orlando Gutiérrez-Boronat.

Poco ético y nada profesional es el calificativo menos fuerte con el que se puede interpretar este  convite, donde de lo único que se habló fue de planes contra Cuba, de la «dictadura cubana» y otra ensarta de sandeces para nada propias de quien va a dirigir los destinos de un país en los próximos años.

El líder ultraderechista, en un mensaje en su cuenta en Twitter, calificó a Gutiérrez-Boronat como «uno de los principales denunciantes de las atrocidades cometidas por la dictadura cubana», señala un despacho de EFE.

Pero siempre en este tipo de encuentros entre personajes como Bolsonaro y Gutiérrez, suelen aflorar elementos que, además de insolentes son faltos de ética, como el de pedir una Cuba libre, en voz de Bolsonaro.

Aquí cabe la interrogante de si se refería al trago de la Isla, elaborado con el mejor ron del mundo y con refresco de cola, el conocido Cuba libre, que en un ambiente entre el anfitrión y su visitante pudiera servirles para matizar sus trasnochadas diatribas anticubanas.

Como antecedente a este efusivo encuentro Bolsonaro-Gutiérrez, vale recordar que el hijo del primero, Eduardo, viajó a Miami en días pasados, se reunió con nostálgicos de la contrarrevolución, entre ellos Gutiérrez, con quien posó para las cámaras y dejó constancia de la identificación entre ambos.

Luego, en una llamada Cumbre Conservadora de las Américas inventada por el hijo del mandatario brasileño, también Gutiérrez estuvo como el primero y resultó «muy atrayente» a los anfitriones la propuesta de «hacer un juicio a las dictaduras de Cuba y Venezuela», para el cual el nuevo mandatario brasileño ofreció su nación como sede.

Aunque los despachos de prensa no lo dicen, de lo que estoy seguro es de que el capitán Bolsonaro se equivocó una vez más, y cuando recordaba la dictadura militar en su país –la que ha dicho que añora–, en vez de escribir Brasil escribió Cuba, nombre que debe estar retumbando en sus oídos por ser ejemplo de los valores que defienden la Isla y su pueblo, que no permiten que se les denigre ni que se ponga en entredicho su dignidad y su solida­ridad.

¡Brinde usted con otra bebida, Bolsonaro, que el Cuba libre es nuestro!        

Ética
No olvidemos que más de la mitad de los profesionales de la salud que ejercían en Cuba en 1959, emigraron en los primeros años, convocados por el mercado.

Exactamente la misma vieja fórmula a la que apeló ahora el señor Jair Bolsonaro para fracturar la cooperación, en su intento de poner precio a la dignidad de nuestros profesionales.

Lo que desconoce el señor Bolsonaro es que no se quiebra la dignidad de un pueblo quebrando la de algunos individuos.

Él y quienes piensan así ignoran la historia de la cooperación cubana en este campo, que justo en el 2018 cumplió 55 años.

El 14 de noviembre, cuando se tomó la decisión de no continuar participando en el programa Más Médicos, se encontraban en Brasil 8 471 colaboradores; de ellos culminaron su misión 7 635 profesionales, que representan más del 90 % del total.  Hasta el momento no han regresado 836.

Tomado de las palabras del Presidente cubano Miguel Díaz-Canel, el 20 de diciembre del 2018

En contexto

Gracias al programa Más Médicos se aseguró, por primera vez en la historia de Brasil, personal médico en 700 municipios, y en cerca de 1 100 de ellos se había asegurado el 100 % de la cobertura de salud.

Compartir Articulos :

Publicar un comentario