DONALD TRUMP EN CAMINO A ENFRENTAR UN JUICIO POLÍTICO

18 de diciembre de 20190 comentarios


WASHINGTON (18 Diciembre 2019).- En votación partidista, la Cámara de Representantes de Estados Unidos aprobaría hoy, miércoles, dos cargos para iniciar la posible destitución del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, imputado de abusar de su poder y obstruir la investigación del Congreso sobre sus presiones a Ucrania en busca de beneficios políticos electorales.

Será solo la tercera ocasión en que la Cámara baja de Estados Unidos pide un juicio político para un presidente.

“Muy tristemente, los hechos han dejado claro que el presidente abusó de su poder para su propio beneficio personal y político y que obstruyó el Congreso al sostener que no tiene que rendir cuentas, que está por encima de la Constitución y por encima del pueblo estadounidense", indicó la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, en un mensaje a sus colegas.

Al presidente Trump se le imputa haber solicitado al gobierno de Ucrania que anunciara investigaciones en contra del ex vicepresidente Joseph Biden, su hijo Hunter, la empresa de gas Burisma y la teoría infundada de que ese país de Europa del Este interfirió con las elecciones de 2016 para favorecer a los demócratas, antes de liberar una asistencia militar de $391 millones y otorgarle una reunión en la Casa Blanca al presidente ucraniano, Volodímir Zelenski.

El ex vicepresidente Biden es uno de sus potenciales rivales en las elecciones de 2020. Su hijo Hunter fue parte de la junta de directores de Burisma.

Para el presidente Trump, es la mayoría demócrata de la Cámara baja la que abusa de su poder con este proceso de destitución.

“Han disminuido la muy fea palabra del ‘impeachment’”, indicó Trump en una carta de seis páginas enviada a Pelosi.

Con una mayoría de 233 a 197, con un independiente y cuatro vacantes, nadie duda que la Cámara baja votará hoy a favor de ordenar un juicio político en contra de Trump.

Pero, igualmente, con los republicanos al frente del Senado, el cual dominan 53 a 47, se da por descontado que los ‘fiscales’ demócratas que presentarán el caso en contra de Trump no lograrán su destitución.

Para llevar a un juicio político a un presidente de Estados Unidos, la Cámara baja tiene que determinar, por mayoría simple, que el inquilino de la Casa Blanca ha cometido traición, soborno u otros delitos graves o menos graves.

En el Senado, sin embargo, se requieren dos tercios de los votos para destituirlo. En este caso los demócratas necesitarían 20 votos republicanos para sacar a Trump ahora de la Casa Blanca.

La votación de hoy se dará justo 21 años después de que la Cámara baja ordenara un juicio político en contra del entonces presidente Bill Clinton.

El 19 de diciembre de 1998, la Cámara baja, básicamente en votación partidista, imputó a Clinton perjurio ante un gran jurado y obstrucción de la justicia, al mentir sobre su relación extramarital con la que fuera becaria en la Casa Blanca Monica Lewisnky.

Aquella vez, la Cámara baja rechazó otros dos cargos contra Clinton, una segunda acusación por perjurio, durante el testimonio realizado en el caso de Paula Jones, y otro por abuso de poder.

Antes que Clinton, Andrew Johnson se enfrentó a un proceso de destitución en 1868, en medio de pugnas políticas, luego de tratar de cesar al secretario de Guerra, Edwin Stanton. Como Clinton, Johnson fue absuelto en el Senado.

Un cuarto presidente de la nación, Richard Nixon, estuvo a punto también de ir a un juicio político. Nixon, sin embargo, renunció a su puesto en 1974, abrumado por el encubrimiento del escándalo Watergate y luego de que el Comité de lo Jurídico de la Cámara baja aprobó cargos de destitución en su contra.



Por JOSÉ A. DELGADO/Endi.com

Compartir Articulos :

Publicar un comentario